La quinua es un pseudo-cereal que pertenece a la familia de las Chenopodaceas. También conocido como el Grano de Oro de los Andes, fue domesticado y utilizado en la dieta de las civilizaciones Tiwanacota e Inca desde hace más de 5000 años.

Existen más de 17 variedades de quinua que crecen en el norte de Ecuador hasta el sur de Bolivia. La variedad más demandada en el mundo es la Quinua Real que se da únicamente en el Altiplano Sur de Bolivia debido a que está perfectamente adaptada a sus características extremas: un clima frío y seco (entre 200 y 400 mm de lluvia anual), suelos salinos y elevadas altitudes (entre 3700 y 4200 m sobre el nivel del mar). Estas condiciones permiten la producción de un grano de mayor tamaño, con características organolépticas particulares y un mayor valor nutricional.

La quinua es actualmente el único grano conocido que provee todos los amino-ácidos esenciales necesarios para el desarrollo del cuerpo humano. Contiene a la vez significativas cantidades de diversos minerales como ser potasio, calcio, fósforo y hierro que lo convierten en un alimento extremadamente nutritivo. Por otra parte, al no contener gluten es un alimento ideal para las personas celiacas.